Guardianes de la Galaxia Vol. 2

331

Iniciaron siendo un equipo disparejo, para luego convertirse en una familia. La secuela de Guardians Of The Galaxy acaba de llegar, siendo aún más divertida que su antecesora.

James Gunn ya lo había logrado en la primera, el crear una gran película a base de un equipo poco conocido. Ya que los guardianes que hoy conocemos son reboot de una historia que vio la luz por allá por 1969, y en el 2008 junto con diferentes artistas crean al equipo que hoy conocemos.

La primera cinta nos ayudó a entender los orígenes de cada uno, mostrándonos que individuos completamente diferentes aún con sus roces pueden formar un equipo. En esta vemos cómo de manera casi orgánica nos dirige a responder algunas preguntas y revelar la verdad detrás de todo el pasado de Star Lord.

En esta entrega Peter Quill se empeñará en resolver el misterio sobre su progenitor llamado Ego, a la par los guardianes tendrán que lidiar con las consecuencias que fortalecerá la unión como familia.

Gunn ha tomado el proyecto con seriedad y nos ha brindado una cinta divertida, llena de efectos especiales y momentos cómicos. A diferencia de otras películas de Marvel Studios, esta es una de las cuales no podemos quejarnos por añadirle ese toque cómico.

Vemos una mayor variedad a la hora de contar historias, ya que no se centrará sólo en Star Lord y Gamora, sino que también tendrá peso cada uno de los demás integrantes.

El fuerte de Guardianes de la Galaxia Vol. 2 es ser un filme super divertido, es lo que lo hace ser diferente a lo demás. Pero su mayor pecado erradica en no brindarle a la trama el peso o un rumbo fijo desde un inicio, sino que se divide en dos partes. La primera siendo aburrida, haciéndose sentir como una sitcom cualquiera y la segunda ya tomando rumbo hacia descubrir cuál es la intención, o el climax de la cinta.

Kurt Russell (Ego) hace un excelente papel en la cinta, aportando todo el carisma con que impregna a sus personajes, dando cierto aire fresco a lo que los villanos se refiere. Por otra parte, se le da un mayor peso a Yondu (Michael Rooker) y se incorpora Mantis (Pom Klementieff) al elenco.

La química entre Drax (Dave Bautista) y Mantis roza entre amor/odio, mientras los demás personajes sacan su lado humano. El “pero” más grande sería Baby Groot (Vin Diesel), ya que sólo es utilizado como un medio para provocar risas y empatía con el público, pero a la larga no es útil para el equipo.

Un punto a discutir es el hecho de que esta película no está vinculada con las demás cintas del UCM (Universo Cinematográfico de Marvel), o al menos la historia que se elabora aquí no tendrá repercusión en otra cinta. Por lo que, si tu deseo es esperar ver un personaje o elemento que afecte a las demás, no es para ti. Lo único que se hace eco es una de las cinco escenas post-créditos, la cual tiene cierto peso en lo que podríamos ver en futuras películas, pero de ahí nada más. Otro punto flojo es Ayesha (Elizabeth Debicki), no sientes ni respeto ni temor de ella, simplemente se soso.

Al salir de la sala de cine tienes esa sensación que viste una gran película, una que te mantuvo sentado por horas sin siquiera cansarte. Guardianes de la Galaxia Vol. 2 es un verdadero show de luces y efectos, hasta un poco más divertida que su primera entrega. Lo hicieron de nuevo y esperemos lo continúen haciendo, ya que está confirmada su secuela.

88%
Recomendable

Entretenimiento puro cargado de buen humor y divertidas escenas, Guardianes de la Galaxia Vol. 2 es una de aquellas películas por la cuál llegarás a salir con una gran sonrisa del cine.

  • Desarrollo de personajes
  • Historia
  • Arte y vestuario
  • Efectos Especiales
  • Humor

También podría gustarte Más del autor

Comments